El juego de hoy es IDEAL para niños pequeños y para bebés. Se trata de un juego sensorial casero con el que los pequeños explorarán su sentido del tacto.

Lo mejor de todo es que es muy fácil de preparar y los materiales que necesitas los encontrarás en tiendas de floristerías o supermercados grandes o incluso por amazon:)

Botella sensorial casera (2)

Materiales

Paso a paso

  1. Busca un recipiente mediano y agrega ahí todas las bolitas de gel.
  2. Vierte agua en dicho recipiente y espera unas horas a que las bolitas de gel crezcan.
  3. Ahora es tiempo de armar la botella sensorial: Agrega unas cuantas bolitas de gel dentro de la botella y también coloca un cascabel.
  4. Continúa realizando esto hasta que hayas llenado casi toda la botella con las bolitas de gel y los cascabeles.
  5. Ahora agrega agua hasta que la botella esté llena y tápala.

Cómo hacer una Botella sensorial casera

 

¡Listo! La botella sensorial está completa. Ahora es tiempo de que tu pequeño experimente y empiece a jugar con ella.

La idea de esta botella es que al apretarla se sientan diferentes texturas que ayudan con el desarrollo de los niños pequeños. También se puede jugar a intentar mover los cascabeles de un lado a otro mientras se aprieta la botella en diferentes lugares.

Planificador de juegos para niños